Blog, Personas Tóxicas
como detectar a un vampiro emocional

Cómo detectar a un vampiro emocional: 9 claves

Los vampiros emocionales son aquellas personas que se “alimentan” de nuestras emociones positivas para aliviar su falta de ánimo y negatividad. En este artículo encontrarás 9 claves sobre cómo detectar a un vampiro emocional.

Cómo es un vampiro emocional: ejemplo práctico

El término “vampiro” le da un aire ficticio e irreal, pero en realidad todos interactuamos con las emociones de los demás. A veces de forma positiva y otras de forma negativa.

Un ejemplo interacción emocional positiva ocurre cuando te alegras porque tu hijo ha marcado un gol en un partido de fútbol. Estás “alimentando” tu alegría gracias a la suya, pero sin necesidad de reducir la felicidad de la otra persona.

Una interacción emocional negativa ocurre cuando, por ejemplo, te entristece que tu vecino se haya comprado un coche nuevo. Tú llevas toda la vida con coches de segunda mano y te da una envidia su nuevo BMW que no puedes con ella.

En esta última situación, es fácil que te conviertas en un vampiro emocional. Para ello, bastaría con acercarte a tu vecino cuando baja de su coche para decirle:

– “He oído que estos BMW tienen mucho gasto de mantenimiento. Te va a salir caro a la larga. Deberías haberte comprado un Mercedes”.

Ahí estarías saboteando la elección de la otra persona, intentando crear una emoción negativa en ella y así reducir el malestar causado por la envidia. Esto es ser un vampiro emocional.

Características de los vampiros emocionales

Pueden ocurrir acciones aisladas de vampirismo emocional y esto no indica que la persona sea negativa o tóxica. Tampoco que te tengas que alejar de ella como si tuviera la peste. Todos, en un momento u otro, hemos realizado algún acto de este tipo. Somos humanos. Pero cuando estas conductas ocurren con frecuencia en una persona, suelen ser un indicador de un problema mayor en su personalidad.

Si crees que conoces a alguien así, a continuación tienes otras conductas que también puede tener un depredador emocional.

Comorbilidad del vampirismo emocional

Baja autoestima: las personas que necesitan bajar las emociones positivas de los demás suelen presentar una autoestima baja. Al no poder soportar el éxito ajeno, necesitan boicotear al otro. Una persona con una autoestima y personalidad sanas sólo sentirá felicidad y alegría cuando a los demás les va bien. No confundir una autoestima sana con la autoestima inflada y falsa de las personas narcisistas.

Negatividad, pesimismo: Suelen ver el mundo desde el peor ángulo posible. En consecuencia, no se ven capaces de conseguir lo que tienen los demás. Si ven a alguien feliz, no intentarán ser felices, esto no es una opción posible para ellos. Les resulta más fácil eliminar la felicidad de los demás.

Manipulación: el acto del vampirismo emocional es una manipulación. Por ejemplo, en el caso del vecino con el coche nuevo, el vampiro realiza un comentario aparentemente normal, en una ocasión circunstancial y justificada, pero en realidad las intenciones son otras y lleva a un resultado negativo para el vecino. Cuando hay comportamientos con intenciones “subliminales” y hay alguna consecuencia negativa para otros, se puede hablar de manipulación.

Utilizan el chantaje emocional: Otra característica manipuladora que pueden tener los vampiros emocionales. Pueden utilizar el cariño, el amor, el sexo o la amistad como moneda de cambio.

Se hacen la víctima: Esta es una gran defensa ante situaciones en las que una manipulación queda revelada. Si, por ejemplo, el vecino del coche nuevo responde al comentario del vampiro con un “¿Es que tienes envidia?”, el vampiro se enfadará y se sentirá ofendido por esa insinuación. Así se convierte en la víctima de la conversación. Si el vecino cae en la táctica del victimismo, se sentirá mal por “haber dañado” al otro y querrá pedir perdón o reparar el daño, cayendo bajo el control del vampiro emocional.

Mentiras frecuentes: El tipo más básico de manipulación. Lo que más ocurre es que intenten mentir sobre las intenciones de los comentarios hirientes, inventando excusas para justificarlos.

Cómo detectar a un vampiro emocional: 9 claves

Con las características anteriores y un poco de observación, serás capaz de reconocer a un vampiro emocional. Pero si necesitas más pistas, aquí tienes 9 claves que te pueden ayudar. Como siempre, no tienen por qué presentarse todas las claves en un vampiro emocional. Toda persona es única y diferente.

1. Hablan mucho de ellos mismos

No escuchan, se limitan a hablar. Tienen mucho que decir de lo que han conseguido, y poco tiempo para escucharte a ti.

2. Tienen poca o ninguna empatía

Como ocurre con los psicópatas, los vampiros emocionales no piensan en el daño que están causando o las consecuencias que sus actos tienen para los demás. Se centran en lo que ellos sienten.

3. Tienen una vida personal vacía

A pesar de que hablen mucho de ellos mismos, sus palabras suelen estar vacías, plagadas de mentiras y de historias de otras personas. Además, no suelen tener relaciones duraderas ni amistades sanas.

4. Requieren de ti mucho más que otras personas

Siempre están pidiendo favores o ayuda. Se muestran necesitados y vulnerables, pero en realidad se aprovechan de tu buena voluntad.

5. Te controlan

Suelen contar con tu tiempo como si les perteneciera. Hablan de sí mismos durante horas cuando quedáis, vais siempre al lugar que el vampiro emocional quiere y a la hora que quiere, le surgen imprevistos para abandonar la situación cuando ya no siente que controla la situación, etc. En definitiva, todo ocurre bajo su control.

6. Hablan sobre tus errores y sobre los errores de los demás

Su mayor afición es la crítica. Hablan de todo lo malo que tienen los demás, y si no lo tienen, se lo inventan. Tú no te salvas: remarcarán tus errores pasados y presentes para que te sientas vulnerable. Usan esta conducta para sentirse superiores a los demás.

7. Se quejan

Sus vidas son malas. Siempre tienen algo de lo que quejarse y hacerse la víctima. Dolores de articulaciones, malos días en el trabajo, peleas de amigos, enfrentamientos de vecinos… siempre hay algo. Con ello consiguen que te compadezcas, absorbiendo tu estado de ánimo positivo.

8. Te dejan vacío

Eso es lo que sientes cuando esa persona se marcha: agotamiento emocional, sensación de vacío y desgaste psicológico. Han conseguido su objetivo y te han quitado toda tu buena energía.

9. Dan malas vibraciones

Transmiten un sentimiento oscuro y poco agradable, aunque a menudo son hábiles escondiendo esta faceta con una elaborada y buena primera impresión.

Cómo enfrentar a un depredador emocional

Los actos de vampirismo emocional se manifiestan con más frecuencia en relaciones cercanas. Al tener un mayor contacto, es más fácil que las personas cercanas sean las más afectadas. El vampiro emocional dispone de más información para utilizar en las manipulaciones y conoce dónde puede tocar, emocionalmente hablando, para tener un mayor efecto. Además, la confianza que suele haber en una relación cercana hace más difícil poder enfrentarlos.

Para poder dar una explicación más exacta, voy a marcar diferencias según la relación que tengas con el vampiro emocional.

Cómo vivir con ellos: padres

Esta es la situación más compleja de todas. Si la persona que crees que es un vampiro emocional es uno de tus padres, hay mucho por hacer. El haberte dado cuenta es el paso más importante. Muchos nunca llegan a ver que su núcleo familiar es tóxico o disfuncional. Lo creas o no, gran parte de la personalidad de tus padres ha pasado a formar parte de la tuya. Si te han tratado constantemente con mentiras, chantajes y otros tipos de manipulación, tu personalidad habrá absorbido demasiadas pautas de comportamiento que serán un lastre en tu día a día. Puede que te sientas triste sin un motivo claro o puede que sientas que apartas a los demás de ti sin saber cómo. Aquí tienes un enlace con más información si te sientes identificado con esto.

Como acciones principales te aconsejo las siguientes:

  • Intenta hablar con ellos sobre cómo te sientes: a veces queremos que nos entiendan telepáticamente. Esto no funciona. Marca un momento y ten una conversación con ellos sobre cómo te sientes. Sin acusaciones, sólo comunica tu punto de vista.
  • Sé asertivo: Si no funciona la conversación, sólo marca tu límite, comunicando qué no te gusta y qué no vas a permitir. Ten paciencia y no intentes cambiarlos. En lugar de ello, cambia tu reacción ante ellos.
  • Toma distancia: Pasa el menor tiempo con tus padres. Independízate tan pronto como puedas. Ellos llevan mucho tiempo siendo como son y les será difícil cambiar. La mejor manera de salir de su influencia es salir de casa.

Por último, entra en el siguiente enlace para leer más sobre padres tóxicos.

Cómo escapar de una relación de pareja con un vampiro emocional

Las relaciones de pareja forman un microcosmos único que sólo entienden las personas dentro de la relación. Hay infinidad de normas no escritas que no se ven desde fuera. Por tanto, los consejos generales que te puedo dar son muy vagos. En general, lo más importante es la comunicación. Intenta trasmitir cómo te sientes con sus comportamientos dañinos. Da alternativas que te gustarían a esos actos y ten mucha paciencia. Tienes más información sobre relaciones tóxicas aquí.

Cómo neutralizar a un vampiro emocional en el trabajo

Aquí hay un vínculo que no puede romperse ya que no depende de ti. Si es tu caso y tienes un compañero de trabajo que es vampiro emocional, te aconsejo que te pases por nuestro post sobre personas tóxicas en el trabajo.

Si la persona que crees que es un vampiro emocional es alguien con una relación más lejana, como amigos o vecinos, la situación suele ser más sencilla. Sólo necesitas no intentar cambiar a los demás y preocuparte por tu reacción ante ellos. Si pones distancia y límites ante personas que hacen daño, tu vida mejorará rápidamente.

Libro para ampliar información

Si te interesa mucho este tema y necesitas más información, te recomiendo el libro “Vampiros emocionales” The Blokehead.

libro vampiros emocionales

En él encontrarás muchas más información sobre los vampiros emocionales: todas sus características, ejemplos de cómo actúan y consejos para poder sobrellevar una situación con ellos. Si te gusta y quieres comprarlo, al hacerlo desde el enlace de arriba me ayudas a que siga escribiendo en gentetoxica.com. ¡Gracias!

En definitiva, el vampirismo emocional no es otra cosa que vivir a costa de las emociones de los demás. Son comportamientos egoístas y degenerativos que si no los reconoces a tiempo tu salud mental y física pueden verse comprometidas. Tratarlos frecuentemente causa desgaste y estrés, tanto emocional como físico. Es prudente recordar que los problemas de desgaste emocional inciden con el tiempo en la aparición de algunas enfermedades. De ahí la importancia en aprender a reconocer este tipo de personas y tomar cartas en el asunto lo antes posible.

Psicólogo y escritor. Busco otro punto de vista para el mundo. Conóceme mejor pinchando aquí.

Mira también

Pareja tóxica: Una vivencia personal

¿Tienes una pareja tóxica? ¿Quieres saber cómo superar una relación de pareja muy dañina? ¿Qué señales indican que tienes una pareja tóxica? Una invitada muy especial, Delia Vázquez, nos cuenta su experiencia en este artículo.